lunes, 20 de marzo de 2017

HAZTE OÍR


Hazte Oír

Carlos A. Trevisi

Hemos visto circular por Madrid y otros lugares de España un bus al que se habían pintado,  con la idea de promocionar HAZTE OÍR,  dos frases que sostienen que “LOS NIÑOS TIENEN PENE” y “LAS NIÑAS TIENEN VULVA”

¿Qué es realmente esta organización?

Descúbralo.

¿Qué es HazteOir.org?

HazteOir.org es una asociación civil de ámbito nacional, inscrita en el Registro de Asociaciones del Ministerio de Interior bajo el número 167.805 y declarada de utilidad pública por el Gobierno de España. Su Junta Directiva actúa de forma independiente y es elegida democráticamente por la Asamblea de Socios, según establecen sus propios Estatutos.

¿Puedo consultar los estatutos de HazteOir.org?

Por supuesto que sí. Los estatutos de HazteOir.org están publicados en la web desde el nacimiento de la asociación. Puedes descargar el documento en este enlace: Estatutos HO

¿Quién puede formar parte de HazteOir.org?

Cualquier ciudadano que comparta nuestras ideas, sin distinciones de nacionalidad, raza, sexo o credo. Si quieres saber cuáles son nuestras nuestras ideas: Ideario HO

¿Cuáles son los datos de registro de HazteOir.org?

HazteOir.org
Paseo de la Habana 200
28036 Madrid
N.I.F.: G83068403
Número 167805 del registro de asociaciones


¿Cómo hacerse socio?

Es muy sencillo. Sólo hay que rellenar un formulario con los datos personales y aportar una cantidad mensual. ¿De cuánto? De lo que creas oportuno: 1, 5, 30, 50, 100, 1.000... Cualquier aportación es valiosa. Para hacerse socio: Socios HO

¿Cómo se financia HazteOir.org?

HazteOir.org es una asociación sin ánimo de lucro, que obtiene sus recursos económicos por dos vías principales: las cuotas de los socios y las aportaciones de los donantes. HazteOir.org también ofrece la posibilidad de recibir legados o herencias.
HazteOir.org, por su propia naturaleza, no acepta bajo ningún concepto subvenciones o aportaciones de instituciones públicas: Gobierno de la Nación, Comunidades Autónomas, Ayuntamientos, etc.


¿Puedo desgravar algo de los donativos o cuotas aportadas a HazteOir.org?

El 7 de mayo de 2013, HazteOir.org fue declarada entidad de utilidad pública (ver B.O.E.).
Esto significa que todos los donativos que nos hagas los podrás desgravar en el pago del impuesto correspondiente (IRPF o Impuesto de Sociedades). Si no eres una empresa, y es el primer año que donas, podrás desgravarte un 75% por los primeros 150€ que nos dones y un 30% por el resto cuando presentes tu declaración. Por ejemplo, si donas 200€ Hacienda te devolverá 127,5€ en 2017. Si es el segundo año, o más, pordrás desgravarte un 75% por los primeros 150€ que nos dones y un 35% por el resto. Anualmente te enviaremos, por correo postal, el certificado de donación a efectos fiscales. Si eres una empresa y es el primer año que donas, pordrás desgravarte el 35% del total de lo donado. Si es el segundo año, o más, podrás desgravarte el 40% de lo donado.
En el primer trimestre de cada año emitiremos y enviaremos a todos nuestros socios y donantes un certificado que acredite el importe de las aportaciones que nos hayan hecho llegar a lo largo del año anterior, con el que podrán acceder a esa desgravación (cuotas de socio y donativos).
En todo caso, mil gracias por tu generoso apoyo que nos permite seguir trabajando, cada día con más eficacia.

¿Cuál es el funcionamiento de las peticiones de HazteOir.org?

HazteOir.org es una plataforma abierta, es decir, a través de ella cualquier ciudadano activo puede iniciar una petición para buscar el apoyo de los demás e intentar así cambiar las cosas, cambiar el mundo.
El equipo de Campañas de HazteOir.org puede apoyar una petición concreta, ayudando a su creador a mejorarla y difundirla.
Además, este departamento de Campañas inicia otras tantas peticiones significativas en defensa de los valores que promueve: la vida, la familia y las libertades.
El equipo de Comunicación de HazteOir.org apoya las peticiones más relevantes para darle visibilidad.
Así, la plataforma de HazteOir.org permite que los ciudadanos creen presión pública y mediática sobre una institución pública o privada. Lo que muestra la validez del modelo de HazteOir.org es que en muchos casos conseguimos victorias concretas que demuestran que la presión pública y mediática es efectiva para conseguir cambiar el mundo.

¿Qué le dicen a los que les acusan de que su sistema de recogida de firmas online se puede manipular?

La plataforma HazteOir.org recoge firmas en Internet usando el correo electrónico como elemento de identificación. La recogida de firmas con DNI es menos habitual, sólo se hace cuando se va a realizar una entrega de firmas en instituciones públicas que así lo exigen, como por ejemplo el Defensor del Pueblo.
Cuando un ciudadano firma una petición con su correo electrónico, la dirección queda vinculada como firmante de esa petición. Si ese ciudadano quiere firmar de nuevo no podrá hacerlo porque le aparecerá como petición ‘firmada’. Aunque entre de nuevo ‘logueándose’, el contador de firmas no añadirá un firmante a la petición. Una petición sólo se puede firmar una vez con el mismo correo electrónico.
HazteOir.org contabiliza firmantes con direcciones de correo electrónico válidas, con una estructura xxxx@xxx.xx. No comprueba que esta dirección sea real, pero cuando se hacen envíos a las nuevas direcciones nuestro sistema automatizado detecta si son falsos y los elimina de la base de datos. Puesto que después de firmar una petición el sistema envía al ciudadano que la ha firmado un correo electrónico de agradecimiento, si la dirección no existe, el correo rebota y esa dirección se retira. Así, no cuenta como un ciudadano nuevo en la comunidad de HazteOir.org y no suma, a la larga, al contador de la web, que los elimina cada día. Además de todo lo anterior, HazteOir.org apoya este sistema automatizado con comprobaciones manuales.

¿Cómo me puedo dar de baja del boletín HO?

Puede tramitar su baja de HazteOir.org a través del siguiente enlace: Baja del boletín HO

¿Cuáles son las principales iniciativas impulsadas por HazteOir.org?

Las principales plataformas de acción ciudadana impulsadas por HazteOir.org son:
·  Derecho a Vivir: plataforma en defensa de la vida humana desde la fecundación hasta la muerte natural.
·  Aborto Cero: Campaña de Derecho a Vivir que busca la abolición del aborto.
·   MásLibres.org: Plataforma en defensa de la libertad religiosa en el mundo.
·  WeareN: congresos internacionales sobre libertad religiosa, organizados por MasLibres.org y CitizenGO.
· Ginecólogos por el Derecho a Vivir: Grupo científico de Ginecólogos comprometidos con sus dos pacientes: Las madres y sus hijos.
·  VotaValores.org: Primera plataforma de acción electoral desde la sociedad civil.

¿De dónde salen mis datos?

La base de datos de HazteOir.org y sus plataformas procede de las siguientes fuentes: 
·        Personas que han firmado alguna de nuestras campañas por correo electrónico. 
·        Personas que han firmado alguna de nuestras campañas en actos públicos y han facilitado sus datos a los voluntarios que recogían firmas. 
·        Personas que se han suscrito en alguna ocasión a través de la web. 
·        Personas que han recibido en alguna ocasión nuestros correos electrónicos no enviados por nosotros, sino procedentes de reenvíos de sus contactos. 
·        Personas que han facilitado sus datos al participar en distintos grados en nuestras campañas (Libertad de educación, EpC, aborto, libertad religiosa, etc.). 
Nuestra base de datos procede únicamente de estas fuentes. Nosotros no tenemos ningún medio para averiguar datos de personas que no conocemos. No estamos ligados a ninguna empresa comercial, ni dedicada a la publicidad. 
Puede anular sus datos utilizando la opción 'desuscribir' que aparece al final de todos nuestros correos electrónicos.

¿Existe algo más detrás de HazteOir.org?

Desde hace algunos años, unas pocas personas que han encontrado eco en unos pocos medios sensacionalistas, se han dedicado a difundir el bulo de que HazteOir.org es una asociación “pantalla” de otros grupos que han calificado, entre otras cosas de: paramilitares, homófobos, xenófobos, neonazis, ultracatólicos, manipuladores de menores, etc. También se ha asegurado que nuestra asociación financia o es financiada por otras entidades.
Respecto a este punto, reiteramos nuestra absoluta independencia y transparencia en materia financiera. Todos los años sin excepción publicamos en internet, al alcance de todos, una memoria de actividades que integra una referencia explícita a los ingresos y gastos de la asociación.
Puedes visitar también el apartado Modelo 100% 

Respecto a las gravísimas acusaciones que se han vertido sobre HazteOir.org y algunos de sus miembros, todas son falsas. No se corresponden con la realidad. No tienen ninguna sustentación real ni posible. Y HazteOir, en consecuencia, ha recurrido a la Justicia para defender su buen nombre.
COMENTARIO
Tuve ocasión de ver al presidente de HAZTE OÍR por televisión. Tiene una personalidad apaciguada; la propia de los que  dirigen organizaciones cuyos miembros destacan por todo lo contrario; es el personaje que alienta los escándalos y felicita a sus acólitos pero, cumplida la misión encomendada, les pide tranquilidad y  sosiego con una sonrisa que  muestra agradecimiento. Es un dictador suave que logra que todos los que lo rodean  le garanticen que sus órdenes deben llevarse a cabo. La gente que lo acompaña vive atada a las más variadas ideologías: pueden ser católicos, y hasta judíos –como de hecho manifestó por televisión para demostrar la amplitud de la organización que dirige- pero íntimamente responde a la más rancia catolicidad lefevriana, o la exclusiva del Opus Dei. Se trata de personas atadas a sus atormentados  adentros, incapaces de ponerse en común, de ver más allá de lo que su configuración autoriza. En la entrevista que se le hizo al presidente  de HAZTE OÍR , éste mostró las ataduras que en lo afectivo lo reducen a un ego-me-mei  incapaz de compartir una realidad donde existen los diferentes; en lo intelectual tiene las limitaciones propias que le imponen su falta de amplitud de miras; se lo ve inteligente pero  falto de conocimientos –esos que solo  se adquieren cuando uno se plantea preguntas que ya otros han contestado y con eso se conforma: las hace suyas y las proyectan en los demás.
El mundo agobia al extremo a este tipo de gente. Su lucha para conseguir una solución que los autorice a luchar en pos del bien común termina reduciéndolos al aislamiento en busca de seguridades y en detrimento de la libertad. Las  organizaciones que crean institucionalizan su vida en torno de objetivos que entienden los llevarán a la meta deseada: un mundo a su medida. No se dan cuenta que hace mucho tiempo ya los hombres han dejado de obedecer los dictados de un sistema que no los contempla más que como objetos. 

·       DANILO ALBÍN


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada